Ni Principio Ni Fin
El nombre es  Sw 1644+57 y se estima que comenzó el 24 o 25 de marzo.
Sucedió a 3.800 millones de años luz de la Tierra en una galaxia aun no identificada.
Un fenómeno que puede suceder “una vez cada 100 millones de años, en  cualquier galaxia”. También en la nuestra porque en la Vía Láctea existe  un agujero negro que también vive en quietud y que ocasionalmente  borbotea cuando absorbe un poco de gas.
Según relata en su estudio publicado en la revista Science, todo comenzó  cuando una estrella del tamaño del Sol se precipitó sobre un agujero  negro en reposo. Este movimiento excepcional provocó que el 10% de la  masa de esa estrella se convirtiera en energía irradiada como rayos X y  gamma. Todo excepcional, casual e inaudito.
Fuente: http://mqciencia.wordpress.com/

El nombre es Sw 1644+57 y se estima que comenzó el 24 o 25 de marzo.

Sucedió a 3.800 millones de años luz de la Tierra en una galaxia aun no identificada.

Un fenómeno que puede suceder “una vez cada 100 millones de años, en cualquier galaxia”. También en la nuestra porque en la Vía Láctea existe un agujero negro que también vive en quietud y que ocasionalmente borbotea cuando absorbe un poco de gas.

Según relata en su estudio publicado en la revista Science, todo comenzó cuando una estrella del tamaño del Sol se precipitó sobre un agujero negro en reposo. Este movimiento excepcional provocó que el 10% de la masa de esa estrella se convirtiera en energía irradiada como rayos X y gamma. Todo excepcional, casual e inaudito.

Fuente: http://mqciencia.wordpress.com/

  1. niprincipionifin posted this
Blog comments powered by Disqus